Bardenas Reales de NavarraComunidad de BardenasParque NaturalReserva de la BiosferaTurismo y ServiciosInformación Activa
 
 

 

En portada
Asociación
    - Acuerdos Junta Directiva  
    - Junta Directiva  
    - Centro Cinegético  
    - En la prensa  
Caza
    - Noticias de caza  
    - Artículos  
    - Nuevo cazador  
    - Enlaces  
    - AVISO DE BATIDAS  
Pesca
   

- Noticias de pesca

 
   

- Taller del pescador

 
   

- Enlaces

 
Galería de fotos
Descargas
    - Acceso socios  
    - Nuevo socio  
    - Notificaciones  

 

 

 

 
   
 
En portadaAsociaciónCazaPescaDescargasIniciar

Estado en el que quedó el todoterreno en el que viajaban los dos hombres. HEUna manada de jabalíes irrumpe en la autovía Huesca-Zaragoza y provoca un accidente mortal

31/03/2006¬Un hombre falleció y otro resultó grave. El año pasado se registraron en la provincia 500 incidentes con animales implicados.

Una persona falleció y otra resultó herida grave como consecuencia de un accidente de tráfico en la autovía Huesca-Zaragoza y que estuvo motivado, según informó la Subdelegación de Gobierno en Huesca, por una manada de jabalíes que irrumpió en la calzada. El suceso tuvo lugar a las cuatro y media de la madrugada de ayer en el kilómetro 558 de la A-23, en el término municipal de Almudévar, a la altura de la salida conocida como la Galocha. En el año 2005 se registraron en la provincia de Huesca 500 accidentes provocados por animales.

 

Los dos hombres que viajaban en el vehículo, un todoterreno Nissan Pick-up, son vecinos de Huesca y se dirigían a Madrid para participar en un curso. Tan sólo habían recorrido una docena de kilómetros cuando, poco después de pasar el desvío de la Galocha, al menos seis jabalíes, según fuentes de la investigación, irrumpieron en la vía. Aunque el conductor del vehículo frenó, arrolló a alguno de los animales, perdiendo el control del coche, que saltó la mediana, dio varias vueltas y acabó en el otro carril de la autovía.

 

Como consecuencia del impacto, el conductor, Antonio Santos S. L., de 34 años, falleció. Su acompañante, José Félix A. L., también de 34 años, resultó herido grave.

 

En el lugar del suceso se personaron efectivos de la Guardia Civil de Tráfico, los bomberos de Huesca y efectivos sanitarios, que trasladaron al herido al Hospital San Jorge de Huesca. El cuerpo sin vida del otro hombre fue trasladado al depósito de cadáveres del Hospital Provincial.

 

Además, una segunda furgoneta, que también circulaba en dirección a Zaragoza, volvió a arrollar a algunos de los jabalíes, aunque su conductor no resultó herido.

 

Ayer al mediodía, todavía eran visibles los restos del accidente. En la mediana todavía quedaba uno de los animales que causó el mortal siniestro. Mientras, operarios de Carreteras revisaban la zona. Aunque en las vallas cercanas al lugar del suceso no se advirtió ningún agujero, fuentes de la investigación no descartaron que los animales pudieran pasar por debajo, escarbando con el hocico, si bien también se baraja la posibilidad de que utilizaran el mismo carril de acceso a la autovía para cruzarla ya que existe al otro lado una pequeña alberca.

 

Huesca, la 7ª con más percances

 

Según los datos facilitados por el jefe provincial de Tráfico de Huesca, Andrés Fernández del Río, tan sólo en el año 2005 hubo 500 accidentes provocados por animales, -el 80% fueron jabalíes- en la provincia de Huesca. Y es que el Alto Aragón es la séptima provincia con más percances. Tan sólo en doce accidentes hubo heridos; en total, una persona resultó grave y 14 con heridas leves.

 

Asimismo, Fernández del Río señaló que la mayoría de los accidentes se producen en época de invierno, de noviembre a marzo, y, sobre todo, por la noche. Y resaltó que no suelen producirse en la autovía, tan sólo un 3,8%. "El hecho de tener una protección hace que disminuyan los sucesos en esta carretera", apuntó.

 

También el departamento de Medio Ambiente contabiliza estos accidentes en las carreteras aragonesas, ya que la responsabilidad patrimonial de los sucesos causados por animales cinegéticos recae en el Gobierno aragonés. En el 2005, en todo Aragón, se tramitaron un total de 857 reclamaciones.

 

Además, fuentes del departamento de Medio Ambiente subrayaron que la empresa Sodemasa, dependiente del Gobierno aragonés, ha georeferenciado -localizado con GPS- 2.240 accidentes causados por animales desde el año 2002. El 57,8% se produjeron en Huesca, el 26% en Zaragoza y, en Teruel, el 16%. De todos ellos, un 37% fueron en carreteras nacionales, mientras que un 34% en la red principal de la Comunidad.

 

Y es que se recogen todos estos datos porque Medio Ambiente junto a Carreteras estudia las posibles medidas a poner en marcha para reducir la accidentabilidad.

 

¿A quién reclamar los daños que causa la fauna silvestre?

 

En el momento en el que un conductor se ve involucrado en un accidente provocado por la irrupción de animales en la calzada debe avisar a la Guardia Civil e insistir en que, aunque no haya heridos, los agentes realicen un informe. Ellos son quienes dan fe del hecho, viendo los daños provocados en el coche y el animal muerto y, en su defecto, los restos que quedan en el vehículos, como sangre o pelos y que confirmen que ha sido causado por un animal. A veces, cuando no han quedado restos en el coche ni está el jabalí, corzo o ciervo muerto, se realizan pequeñas batidas para dar con el animal herido y realizar el atestado. Después, avisar a la compañía del seguro del coche, ya que ella se hará cargo de las reclamaciones. En Aragón, la responsabilidad patrimonial de los accidentes provocados por animales cinegéticos recae en el Gobierno aragonés -si son domésticos es en el dueño-. La tramitación administrativa es larga y, de media, se tarda un año en cobrar los daños.

 

[heraldo.es / 310306]

 



MÁS IMÁGENES
 
     
   
 
C/San Marcial 19, Tudela (Navarra) Tfno: 629 53 32 72 Correo electrónico: ascapebar@bardenasreales.es