Bardenas Reales de NavarraComunidad de BardenasParque NaturalReserva de la BiosferaTurismo y ServiciosInformación Activa
 
 
   
 
Novedades
 
 
    Inicio
    Actualidad
    El Presidente
    Org. Administrativa
    Notificaciones oficiales
    Entrevistas
 
   
   
     

 

 

 

 

 

   
   
 
07/03/2005 - ACTUALIDAD
El consejero de M.A. solicita a la Comisión Europea un compromiso de financiación de la Red Natura
Así lo indicó el consejero durante la reunión que el Ministerio de Medio Ambiente ha organizado en Madrid
  El consejero de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Vivienda, José Andrés Burguete Torres. G.N.

El consejero de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Vivienda, José Andrés Burguete Torres, ha solicitado a la Comisión Europea un compromiso financiero concreto y firme para lograr la implantación eficaz de la Red Natura 2000. Así lo ha indicado el consejero durante la reunión que el Ministerio de Medio Ambiente ha organizado en Madrid para debatir las cuestiones relativas a la financiación de la Red Natura 2000.

Esta reunión ha contado con la asistencia de la ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona Ruiz, y de la Directora General de Medio Ambiente de la Comisión Europea, Catherine Day. Asimismo, han participado representantes de los ministerios de Agricultura, Pesca y Alimentación y de Medio Ambiente; de las comunidades y ciudades autónomas; de la Comisión Europea; y de las organizaciones que forman parte del Consejo Asesor de Medio Ambiente.

 El consejero José Andrés Burguete, que ha sido uno de los cuatro ponentes de la reunión, ha expuesto el tema "Costes de gestión de la Red Natura 2000 en España: el caso de Navarra". En su intervención, el consejero de Medio Ambiente ha señalado que el gasto estimado de la Red en Navarra, que está compuesta por 42 Lugares de Importancia Comunitaria (LICs) y con una superficie de 260.000 hectáreas, es de 27,4 millones de euros al año.

El titular del Departamento de Medio Ambiente ha matizado que esta estimación se ha realizado partiendo de los presupuestos de los ocho planes de gestión específicos redactados para los LICs. Cabe recordar que a finales de 2004 se aprobó el primero de estos ocho planes (LIC de Montes de Valdorba) y, en próximas fechas, se aprobará el segundo plan de gestión del LIC Monte Alduide, con más de 300.000 euros/año en el capítulo de gastos.

Así, para calcular el coste total de la Red en Navarra se han agrupado el resto de los 34 LICs por similitud con alguno de los ocho que cuentan con plan de gestión redactado porlo que se conoce el coste de gestión por hectárea y año. Se ha diferenciado para el coste anual por habitante el porcentaje de coste directo o gastos de gestión de la administración ambiental (estudios, planes, inversiones, etc.) y el de coste indirecto (medidas agroambientales, indemnizaciones compensatorias medioambientales, contratos específicos, etc.)

En concreto, el consejero Burguete ha indicado que el factor 'propiedad del suelo' afecta notablemente a los costes de gestión. Por ejemplo, el coste de gestión del Señorío de Bertiz o de Artikutza, de propiedad pública y donde cualquier actividad se supedita a la conservación, es muy bajo.

Igualmente, José Andrés Burguete ha afirmado que "la implantación de la Red Natura 2000 va a requerir un importante esfuerzo económico derivado de la superficie del territorio afectado, 260.000 hectáreas, es decir, el 25% del territorio en el caso de Navarra, y en el ámbito nacional, el esfuerzo que dicha implantación representa para España y la Comunidades Autónomas, es superior al del resto de los Estados Miembros con menor aportación a la Red. Por esa razón Europa, como incentivadora de Natura 2000, no puede soslayar los graves problemas presupuestarios que supondría el hecho de negar una intensa colaboración económica por su parte a la hora de ejecutarla. Por ello, entiendo que es deseable un compromiso financiero concreto y firme por parte de la Comisión Europea".

Para terminar, el consejero Burguete ha insistido una vez más en que las limitaciones tienen que suponer contrapartidas en forma de compensaciones medioambientales, contratos específicos, etc., y que se debe realizar una profunda labor para que los ciudadanos en general, y los afectados en particular, crean y apoyen la conservación del entorno natural.

 

  Fuente: G.N.