INICIO
Bardenas Reales de NavarraComunidad de BardenasParque NaturalReserva de la BiosferaTurismo y ServiciosInformación Activa
 
 

El Programa MaB
Red de Reservas de la
Biosfera

 

- ¿Qué es una reserva?
   

- En el mundo

 
   

- En España

 
La Reserva de la Biosfera de Bardenas Reales
   

- Resumen

 
   
Nombre
País
Funciones que cumple
Criterios
Apoyos oficiales
 
   

- Situación y dimensiones

 
   

- Uso de la tierra

 
   

- Población

 
    - Características físicas  
    - Características biológicas  
    - Función de conservación  
    - Función de desarrollo  
    - Función de apoyo logístico  
    - Usos y actividades  
Bibliografía

 

 
     
 

RESUMEN
 
 

NOMBRE PROPUESTO PARA LA RESERVA DE BIOSFERA:

Reserva de la Biosfera de Bardenas Reales

PAIS: España

CUMPLIMIENTO DE LAS TRES FUNCIONES DE LAS RESERVAS DE BIOSFERA:
[En el Artículo 3 del Marco Estatutario se exponen las tres funciones de conservación, desarrollo y apoyo logístico.

Conservación - contribuir a la conservación de los paisajes, los ecosistemas, las especies y la variación genética.”

El Plan de Ordenación de los Recursos Naturales de Bardenas Reales establece entre sus objetivos la conservación y mejora de los recursos naturales, el mantenimiento y funcionalidad de los ecosistemas y la protección de especies y de los hábitats, especialmente de aquéllos incluidos en catálogos de protección regionales, nacionales o europeos.

Los objetivos de conservación se articulan a través de la regulación sectorial de las actividades económicas que allí se pudieran desarrollar, de las Ordenanzas y de la Zonificación.

Así se establecen normas reguladoras de las actividades agrícolas, ganaderas, forestales, cinegéticas, piscícolas, industriales, turísticas, residenciales y otras. Estas normas pretenden en todos los casos compatibilizar el ejercicio de dichas actividades con la conservación del medio natural, estableciendo la forma en que deben desarrollarse para evitar su incidencia sobre éste, aplicando los mecanismos de vigilancia y control más adecuados, a través de la necesaria autorización de los órganos gestores del Parque en algunos casos y de la aplicación de la legislación vigente en otros.

Los hábitats y especies más singulares gozan de medidas específicas de protección y a las disposiciones protectoras contenidas en el PORN se añaden las que se derivan de la aplicación de la Directiva Comunitaria 79/409/CEE relativa al la Protección de las Aves Silvestres, de la Directiva Comunitaria 92/43/CEE relativa a la Conservación de los Hábitats Naturales y de la Flora y Fauna Silvestres, la Ley 4/89 de 27 de Marzo de la Conservación de los Espacios Naturales y de la Fauna y Flora Silvestre salvo la de “interés especial” que se pospone para su aplicación posterior, y el Catálogo de Especies Amenazadas de Navarra según el Decreto Foral 563/95.

En el ámbito de protección de elementos arqueológicos, etnográficos y culturales debe considerarse la presencia de 267 yacimientos de etapas que comprenden desde el IV milenio antes de Cristo, pasando por la Edad de Bronce, la de Hierro, la época Romana, el Medievo y otros. La red de vías pecuarias y las diferentes estructuras relacionadas con la explotación ganadera tradicional, están catalogadas por la protección legal de Patrimonio Histórico con la denominación de Enclaves singulares o Categoría 1, y de Areas de protección o Categoría 2.

Las medidas de conservación propuestas pasan por la realización del Estudio de Necesidades del Patrimonio Histórico, para determinar las medidas más urgentes de cara a su conservación y/o reintegración, comprendiendo la preservación el conocimiento y la difusión de su patrimonio.

Desarrollo - fomentar un desarrollo económico y humano sostenible desde los puntos de vista sociocultural y ecológico.”

La figura de Reserva de la Biosfera introduce en el panorama de la conservación el hecho de considerar, no ya sólo la protección de los elementos naturales existentes –ecosistemas y especies y, en definitiva, diversidad biológica-, sino también y con idéntico nivel de prioridad la protección de formas tradicionales de explotación sostenible de los recursos naturales, que constituyen el patrimonio cultural responsable de que, por la población local, se realice la labor de conservación del ecosistema y sus elementos. Frente a las figuras tradicionales de protección de espacios naturales, en las Reservas de la Biosfera la población local debe jugar un papel activo, participando en la búsqueda y desarrollo de dichas formas sostenibles de explotación. Las Reservas de la Biosfera constituyen, por tanto, espacios de encuentro entre las políticas de conservación y de desarrollo local, de forma que la experiencia adquirida pueda extrapolarse a otros territorios.

En Bardenas Reales, las funciones relacionadas con el desarrollo económico y humano del área, se vienen regulando desde hace siglos, ya que este territorio, que goza de identidad propia desde antiguo, será gestionado, como unidad, para su aprovechamiento por los pueblos congozantes, a los que anteriormente nos hemos referido. Para ello, estos pueblos se configurarán en una Comunidad reglamentada según la Real Cédula de 14 de abril de 1705, en un primer momento, y por las Ordenanzas, iniciadas en 1820, más tarde.

Estas Ordenanzas, son el cuerpo normativo del que se dota la Comunidad para establecer las reglas del juego, de cómo, cuándo y por quién se ejercitarán los aprovechamientos o usos creando una fórmula de aprovechamiento por los vecinos indisoluble e indisociable del derecho de los pueblos.

También debemos valorar positivamente el papel que la costumbre como fuente del derecho, ha desempeñado el diseño del ejercicio de los aprovechamientos en las Bardenas y en las fórmulas de autogobierno, órganos de la Comunidad, elección de cargos y otros.

En la actualidad se suma el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales a esta regulación de los Usos y Aprovechamientos que se llevaban a cabo en el territorio bardenero, para que la propia Comunidad tome conciencia de la realidad de todos los aprovechamientos tal cual se encuentran y, a la vista de ello, adopte las medidas que tenga por conveniente mediante las oportunas modificaciones y/o ampliaciones de Ordenanzas. Este PORN se elabora para conseguir un sistema de desarrollo sostenible en el cual se potencien en primer lugar aquellos usos tradicionales del suelo que han hecho posible que Bardenas sea lo que es hoy. Igualmente, la Declaración de Parque Natural sirve para reafirmar y confirmar a la Comunidad de Bardenas Reales de Navarra como la única entidad gestora de este territorio , que se sirve de la figura del Parque Natural como un instrumento más de su gestión.

Todas las acciones planteadas tenderán a fomentar el desarrollo sostenible, conjugando los diferentes usos de Agricultura, Ganadería, Caza, Pesca, Turismo, Patrimonio Histórico y otros, con la necesidad de conservar y proteger los altos valores naturales de nuestro territorio. En este sentido las directrices dadas por el PORN son:

• Promover el mantenimiento de la agricultura y ganadería extensivas aplicando un régimen de ayudas enmarcadas en las medidas de acompañamiento de la Reforma de la Política Agraria Común, que es el Reglamento (CEE) nº 2078/92, a través del Programa de Ayudas Agroambientales relacionadas con la protección del territorio y de los espacios naturales según el Decreto Foral 265/1998, de 7 de septiembre.

• Fomentar la utilización de prácticas ganaderas compatibles con la conservación, asignando un sistema de ayudas en forma de primas por cabeza de ganado, aplicando el Reglamento anteriormente citado.

• Mejorar la oferta turística regulando y controlando el desarrollo de los usos recreativos, actuales y potenciales, favoreciendo el desarrollo de aquéllas actividades recreativas poco impactantes con el medio y restringiendo aquéllas otras que supongan niveles de impacto no acordes con los objetivos de conservación.

• Para el correcto funcionamiento de estos usos se adaptarán y ampliarán las infraestructuras existentes y se dotará de un servicio de guarderío.

Potenciar actividades deportivas, mediante una regulación específica y adecuada.

Regular otros usos como son: las actividades extractivas, granjas escuela o instalaciones de educación ambiental, las energías alternativas, la energía solar y otros atendiendo a la zonificación y normativa vigente.

Mejorar las construcciones, principalmente ganaderas.

Apoyo logístico - prestar apoyo a proyectos de demostración, de educación y capacitación sobre el medio ambiente y de investigación y observación permanente en relación con cuestiones locales, regionales, nacionales y mundiales de conservación y desarrollo sostenible.”

Las condiciones naturales de Bardenas Reales y los procesos climatológicos, edafológicos, geológicos, sociales y sus aprovechamientos, crean unas condiciones propicias para promover todo tipo de estudios e investigaciones como de ello nos muestra la realidad, a través de los numerosos resultados y publicaciones de los estudios realizados por distintos Departamentos del Gobierno de Navarra, como Medio Ambiente y Agricultura o por las Universidades.

Mientras el Departamento de Agricultura ha estudiado a fondo la erosión hídrica, el de Medio Ambiente ha estudiado temas sobre la flora, la fauna y el paisaje.

El Plan de Ordenación de los Recursos Naturales contempla el establecimieto de un Plan de actividades científicas y de investigación, con el fin de conocer la dinámica o evolución de los procesos naturales en el área del PORN y de avanzar en el conocimiento de la historia y presencia humanas y sus actividades. Estas quedan reguladas dentro del punto 6.1 del PORN, Objetivos, criterios orientadores y normativa general de regulación de usos y actividades.

Según esta normativa general se favorecerá la investigación, fomentando en especial los trabajos concernientes a la interrelación de las medidas agroambientales propuestas en el PORN, con la conservación del medio natural, y en particular, de la vegetación, aves esteparias y rapaces.

Los resultados de dichas investigaciones servirán para proponer, en su caso, las medidas de actuación necesarias para salvaguardar la calidad de los ecosistemas y restos de interés cultural presentes en el ámbito del PORN.

CRITERIOS PARA LA DESIGNACION COMO RESERVA DE BISOFERA
[En el Artículo 4 del Marco Estatutario se exponen 7 criterios generales que habrá de satisfacer una zona para ser designada Reserva de Biosfera y que se enumeran a continuación.]

“Contener un mosaico de sistemas ecológicos representativo de regiones biogeográficas importantes, que comprenda una serie progresiva de formas de intervención humana.”
[El término “mosaico” se refiere a una diversidad de tipos de hábitats naturales y de cobertura del suelo derivados de usos humanos, como los campos, los bosques objeto de ordenación forestal, etc. El término “región biogeográfica importante” no se define de modo estricto pero convendría remitir al mapa de “La Red Mundial de Reservas de Biosfera” en que se presentan 12 tipos principales de ecosistemas a escala mundial.]


En Bardenas Reales encontramos un mosaico de hábitats naturales, como son los matorrales halonitrófilos, ontinares y sisallares, las Fruticedas y arboledas de Juniperus, las praderas de juncales halófilas mediterráneas, especies de aves esteparias, etc., propias de hábitats esteparios correspondientes a la Región Mediterránea y la Superprovincia Mediterráneo-Ibero-Levantina Aragonesa.

En el territorio bardenero se aprecia la huella del hombre a lo largo de los años, en los cultivos agrícolas de las zonas llanas y el desarrollo de la vegetación pascícola en detrimento de la arbórea, debido al paso del ganado. Esta influencia antrópica, sumada a los procesos erosivos naturales, explica el modelado actual del terreno.

• “Tener importancia para la conservación de la diversidad biológica.”
[Esto se refiere no sólo al número de especies endémicas, o de especies raras y en peligro en los planos local, regional o mundial, sino también a las especies de importancia económica mundial, los tipos de hábitat raros o las prácticas singulares de uso de la tierra (por ejemplo, el pastoreo tradicional o la pesca artesanal) que favorecen la conservación de la diversidad biológica.]

El interés botánico de la flora y vegetación bardenera está relacionado con la singularidad climática de la Depresión del Ebro, caracterizada por una aridez que ha permitido el mantenimiento de comunidades y especies de carácter estepario. La vegetación más interesante viene representada en Bardenas por especies de carácter halófilo mediterráneo-continental, por ser especies adaptadas a vivir en un medio tan dificil como el salino, por los bosques mediterráneos endémicos de Juniperus sp. pl. (sabinares) y por pastizales mediterráneos xerofíticos anuales y vivaces (lastonares y pastos terofíticos).

En cuanto a la fauna, la comunidad de aves supera el centenar de especies, destacando las rapaces, con veinticuatro especies presentes habitualmente y las esteparias, como la Avutarda, (Otis tarda), el Sisón (Tetrax tetrax), el Alcaraván (Burhinus oedicnemus) y la Ganga (Pterocles alchata) entre otras, incluídas en su mayoría en el Anexo I de la Directiva de Aves 79/409.

También se encuentran en Bardenas numerosas especies de invertebrados como caracoles, con doce especies inventariadas y cangrejos, representados por dos especies introducidas. Entre los peces, que se encuentran en las masas de agua de carácter permanente destaca el barbo de Graells (Barbus graellsi) especie endémica de España. En cuanto a los anfibios también ligados a los puntos de agua, han sido detectadas ocho especies, de entre los cuales cinco están inluídos en el Libro Rojo de los Vertebrados de España, protegidas por el RD 439/90 y cuatro estrictamente protegidas por la Directiva Hábitats CEE 43/92.

Entre los mamíferos, las especies presentes ascienden a veintiocho, de las que ocho corresponden a micromamíferos como por ejemplo el lirón careto (Eliomys quercinus), nueve son murciélagos como el murciélago grande de herradura (Rhinolophus ferrumequinum), el murciélago rabudo (Tadarida teniotis) y otros, y los once restantes son macromamíferos, como el gato montés (Felis silvestris) y la gineta (Genetta genetta) entre otros.

Pero el territorio bardenero no es sólo importante por la presencia de especies de gran interés como las citadas, a pesar del aspecto desolado que presenta este territorio, sino también por haberse mantenido a lo largo de los años los usos tradicionales de la tierra, como son la trashumancia, en el sector ganadero, y la agricultura de secano realizada en año y vez.

“Ofrecer posibilidades de ensayar y demostrar métodos de desarrollo sostenible en escala regional.”
En el territorio de Bardenas Reales se viene realizando desde antiguo el desarrollo sostenible, gracias al mantenimiento de los usos del suelo tradicionales, y al control y cuidado que ha tenido la Comunidad de Bardenas Reales en proteger este territorio que mantenía su actividad económica, y representaba su modo de vida. Es por esta razón, que Bardenas Reales supone, no sólo un ejemplo a seguir sino un buen lugar para experimentar nuevas formas de gestión que respeten las actuales y las mejoren.

Los conocimientos que a lo largo de tantos años ha recopilado la Comunidad de Bardenas, derivados de la gestión tradicional que han llevado a cabo en su territorio, resultaría muy beneficiosa para aquellos países con territorios de lugares de características parecidas, que no han llevado a cabo este tipo de gestión, o al menos durante tanto tiempo.

“Tener dimensiones suficientes para cumplir las tres funciones de las reservas de biosfera.”
[Esto se refiere en particular a: a) la superficie necesaria para lograr los objetivos de conservación a largo plazo de la(s) zona(s) núcleo y la(s) zona(s) tampón y b) la disponibilidad de zonas apropiadas para trabajar con las comunidades locales en los ensayos y demostraciones de usos sostenibles de los recursos naturales.]

Bardenas Reales, con 39.273 hectáreas protegidas bajo la figura de Parque Natural ha demostrado a través de su historia, en la que ha sido reconocida como unidad geográfica con identidad propia, tener dimensiones suficientes para desarrollar un sistema socioeconómico cuyos usos y aprovechamientos han contribuido a que Bardenas Reales sea un ejemplo de conservación de especies, ecosistemas y paisajes esteparios.

La conservación, hilo conductor de las actividades de desarrollo socioeconómico en la actualidad, se apoya en la zonificación planteada en el Plan de Ordenación, con el fin de poder efectuar correctamente la planificación territorial instaurada por la Ley 4/1989, de 27 de marzo, de conservación de los Espacios Naturales, y poder aplicar los diferentes regímenes de protección que procedan. Esta clasificación del territorio servirá como base para realizar la zonificación, requerida para la declaración de Reserva de la Biosfera, donde se podrán aplicar las funciones básicas de conservación, desarrollo y conocimiento y apoyo logístico.

• Mediante la zonación apropiada:

Después de un largo proceso de análisis de cada uno de los elementos del medio natural, así como de los diferentes usos y aprovechamientos efectuados en Bardenas Reales, el PORN ha realizado una clasificación del espacio en diferentes zonas de características homogéneas. Los tipos de zonas que se han diferenciado son:

- Zona de Reserva Natural

Se corresponde con la Reserva Natural de “Rincón del Bú” (RN-36) y “Reserva Natural de Caídas de la Negra” (RN-37), declaradas en la Ley Foral 6/1987.

En ella se autorizarán únicamente las actividades destinadas a la mejora y conservación de sus valores naturales, incluidas las científicas, así como los usos tradicionales existentes con anterioridad a su declaración como Reserva (agricultura de secano año y vez, ganadería extensiva y caza según el Plan de Ordenación de Caza) que se demuestran compatibles con la conservación, mejora y fomento de los valores naturales.

- Zona periférica de protección de Reserva Natural

Se corresponde con las Zonas Periféricas de Protección de las Reservas Naturales de “Rincón del Bú” (RN-36), “Caídas de la Negra” (RN-37) y Vedado de Eguaras (RN-31).

Son terrenos circundantes a las Reservas Naturales, cuyos usos más importantes son los tradicionales, de agricultura de secano año y vez, ganadería extensiva y caza. Están sometidas a un régimen de protección según la Ley Foral 9/1996, de 17 de junio de Espacios naturales de Navarra.

- Zona agrícola extensiva

Terrenos de secano actualmente en cultivo, aprovechados por el ganado en los períodos de rastrojo y barbecho.

- Zona agrícola extensiva especial

Son terrenos de secano actualmente en cultivo, también aprovechados por el ganado en períodos de rastrojo y barbecho y que presentan elevados valores ambientales que precisan ser preservados de otros usos.

- Zona agrícola intensiva

Son terrenos de regadío actualmente en cultivo, cuyos subproductos son aprovechables por el ganado extensivo tradicional.

- Zona ganadero-forestal

Son áreas no cultivadas cubiertas de vegetación natural o desprovistas de ella, cuyas principales formaciones vegetales son matorrales con desigual grado de cobertura, zonas arbustivas, comunidades salinas, de zonas húmedas y suelo desnudo.

- Zona de acondicionamiento turístico y recreativo

Terrenos de anterior uso agrícola, que fueron desafectados para la construcción del embalse del Ferial y en la actualidad están baldías. Están situados entre dos presas existentes.

- Zona de actual uso militar, son terrenos de uso exclusivo militar, localizados en el interior de Bardenas Reales pero no incluido en el Parque Natural.

“a) una o varias zonas núcleo jurídicamente constituidas, dedicadas a la protección a largo plazo conforme a los objetivos de conservación de la reserva de biosfera, de dimensiones suficientes para cumplir tales objetivos.”
De acuerdo con los requerimientos de las Reservas de la Biosfera, se propone denominar Zonas Núcleo a las Zonas de Reserva Natural, anteriormente descritas, por ser espacios con valores ecológicos elevados, y en los que se permitirá la evolución de los mismos según su propia dinámica autorizando únicamente las actividades destinadas a la mejora y conservación de dichos valores. Las Zonas Núcleo suman un total de 1.917 ha.

“b) una o varias zonas tampón claramente definidas, circundantes o limítrofes de la(s) zona(s) núcleo, donde sólo puedan tener lugar actividades compatibles con los objetivos de conservación.”
Las Zonas Tampón propuestas comprende las Zonas Periféricas de Protección de las Reservas Naturales que están dentro del Parque Natural, incluida la Zona Periférica de Protección del Vedado de Eguaras., con un total de 1.074 ha.

En estas zonas se permitirán, entre los usos no constructivos, sólo aquéllos vinculados a la investigación, educación ambiental y divulgativos, a la ejecución de infraestructuras de interés general o de utilidad pública, los usos agrícolas y ganaderos que se vinieran realizando y sus mejoras, cuando resulten compatibles con la protección del espacio natural, el aprovechamiento forestal conforme a los proyectos de ordenación o planes técnicos forestales, los cinegéticos conforme a los planes de ordenación cinegética, las prácticas deportivas que el Plan de Uso y Gestión considere compatibles con la conservación de la naturaleza, y las construcciones vinculadas a investigación o educación ambiental, así como excepcionalmente, las construcciones e instalaciones vinculadas a los aprovechamientos agrícolas, ganaderos o forestales que deban desarrollarse en suelo urbanizare y que no la deterioren gravemente.

Todas estas actividades estarán sometidas a un procedimiento de autorización regulado tanto por la Ley Foral 9/1996, de 17 de junio, de espacios naturales de Navarra, como por el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales del Parque Natural de Bardenas Reales.

“c) una zona exterior de transición donde se fomenten y practiquen formas de explotación sostenible de los recursos.”
[La Estrategia de Sevilla concedió una mayor importancia a la zona de transición ya que se trata de la zona donde han de tratarse las cuestiones clave sobre medio ambiente y desarrollo de una región determinada. La zona de transición no tiene, por definición, una delimitación espacial sino que cambia de tamaño según los problemas que van surgiendo con el tiempo. ]
Como Zona de Transición se han incluido la Zona agrícola extensiva, la Zona agrícola extensiva especial, la Zona agrícola intensiva, la Zona ganadero-forestal, Zonas de usos especiales y la Zona de Acondicionamiento turístico y recreativo.


“Aplicar disposiciones organizativas que faciliten la integración y participación de una gama adecuada de sectores, entre otros autoridades públicas, comunidades locales e intereses privados, en la concepción y ejecución de las funciones de la reserva de biosfera.”
Según la Ley Foral 10/1999, de 6 de abril, por la que se declara Parque Natural las Bardenas Reales de Navarra, la gestión corresponderá a la Comunidad de Bardenas, cuyos órganos son la Junta General, la Comisión Permanente y el Presidente, quien ostentará todas las facultades y potestades administrativas que el ordenamiento jurídico atribuye a los órganos de gestión de los Parques Naturales.

La Junta General está compuesta por veintidós miembros, uno por cada ente congozante, debiendo recaer la representación de estos en un vecino del pueblo, sin que se precise la condición de ser miembro del Ayuntamiento o Junta del Valle; en el caso del Monasterio de la Oliva, en la práctica es el Padre Abad, quien penosamente o por delegación, designa a la persona, monje o incluso vecino de pueblo congozante que representará a dicha institución.

La Comisión Permanente es el órgano de administración ordinaria, compuesto por siete miembros llamados Vocales, desde la última reforma de las Ordenanzas de 1997.

El Presidente, aunque no esté mencionado de forma expresa en las Ordenazas como Organo de la Comunidad, debe considerarse como tal, en cuanto que desarrolla las atribuciones propias que la normativa general atribuye a los alcaldes de los municipios o presidentes de las mancomunidades. Es designado por la Junta General de entre los Vocales de la Comisión Permanente.

Asimismo, según la misma Ley Foral 10/1999, se crea un Consejo Asesor como órgano de asesoramiento a la Comunidad titular de la gestión, canalizando la elaboración y cooperación interadministrativa entre el Gobierno de Navarra y la Comunidad de Bardenas, de otra parte, sirviendo como órgano de participación y apoyo de los distintos agentes interesados en colaborar en la gestión de Parque Natural.

Al Consejo Asesor le corresponderá informar al titular de la gestión, al menos, en las siguentes materias y aspectos: Plan Rector de Uso y Gestión del Parque Natural y sus modificaciones, demás planes, estudios y proyectos específicos, así como sobre programas anuales de actividades, fomento, promoción e impulso del Parque.

En el Consejo Asesor participará un amplio espectro sectorial en el que estarán representados tanto las administraciones públicas como las comunidades locales y los intereses privados y estará compuesto por quince miembros que pertenecen a diferentes sectores:

- Cinco representantes del Gobierno de Navarra, que a su vez serán designados uno por e Departamento de Administración Local, uno por el Departamento de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Vivienda, uno por el Departamento de Agricultura, Ganadería y Alimentación, uno por el Departamento de Industria, Comercio Turismo y Trabajo y uno por el Departamento de Educación y Cultura.
- Cuatro representantes de la Comunidad de Bardenas Reales, dos de ellos nombrados por la Comisión Permanente y dos técnicos que desarrollen su actividad profesional para la Comunidad.
- Un representante del Sindicato de Agricultores de Bardenas
- Un representante de la Comisión de Gremios Ganaderos
- Un representante de la Asociación de Cazadores y Pescadores de Bardenas
- Un representante del Centro de Estudios “Merindad de Tudela”.
- Un representante del Consorcio Turístico “Eder”.
- Y, por último, un representante de las asociaciones u organizaciones de defensa medioambiental designado por las que se encuentran representadas en el Consejo Navarro de Medio Ambiente.

La Presidencia del Consejo Asesor corresponde al representante del Departamento de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Vivienda.

La Vicepresidencia del Consejo se asigna a uno de los representantes designados por la Comunidad de Bardenas.

Como podemos ver, la Reserva de la Biosfera propuesta goza de las disposiciones administrativas que facilitan la integración y participación de un amplio abanico sectorial.

Mecanismos de ejecución
[Esto se refiere a los mecanismos administrativos, que se suelen determinar en el plano nacional.]

¿Cuenta la Reserva de Biosfera propuesta con:

“a) mecanismos de gestión de la utilización de los recursos y de las actividades humanas en la(s) zona(s) tampón”?

En las Zonas Tampón de la Reserva de la Biosfera propuesta, se aplicará el régimen de actividades y usos establecido para las Zonas periféricas de protección, en la Ley Foral 9/1996, de Espacios Naturales de Navarra, ya que los límites de dichas Zonas periféricas de protección se corresponden con las Zonas Tampón de la Reserva de la Biosfera propuesta.

El procedimiento de autorización por la Administración de la Comunidad Foral de las actividades y usos autorizables en estas zonas será el establecido en el artículo 9 de dicha Ley Foral.

“b) una política o un plan de gestión de la zona en su calidad de reserva de biosfera”?

La gestión de lo recursos en el ámbito de la Reserva de la Biosfera se realizará a través del Plan de Ordenación de los Recursos Naturales aprobado por el Gobierno de Navarra mediante Decreto Foral 299/1998, de 7 de septiembre y, en su caso, posteriores modificaciones, así como a través de los Planes Rectores de Uso y Gestión, correspondientes a las Reservas Naturales del Rincón del Bú y Caídas de la Negra cuyo territorio integrarán las Zonas Núcleo de la Reserva de la Biosfera propuesta. Estos últimos tendrán vigencia indefinida, sin perjuicio de su revisión periódica, según el Artículo 20 de la Ley Foral 9/1996, de 17 de junio, de Espacios Naturales de Navarra.

El Decreto Foral 230/1998, de 6 de julio desarrolla los Planes Rectores de Uso y Gestión de las Reservas Naturales declaradas al amparo de la Ley Foral 6/1987, de 10 de abril por la que se declaran treinta y ocho Reservas Naturales existentes en Navarra.

“c) una autoridad o un dispositivo institucional encargado de aplicar esa política o ese plan”?

La gestión del Parque Natural corresponderá a la Comunidad de Bardenas Reales, considerada “Agrupación Tradicional”, con personalidad jurídica reconocida por la Compilación de Derecho Civil Foral y regulada en la Ley de Administración Local de Navarra. Sus órganos administrativos son la Junta General, la Comisión Permanente y el Presidente, estando definidas sus funciones y atribuciones en sus Ordenanzas. Además las Ordenanzas crean un Jurado, compuesto por un presidente y dos Vocales, cuyas atribuciones se centran en decidir los recursos de apelación presentados contra las resoluciones del Presidente de la Comunidad, en materia de las denuncias que se formulen por contravención de las Ordenanzas.

La Comunidad de Bardenas Reales ostentará todas las facultades y potestades administrativas que el ordenamiento jurídico vigente atribuye a los órganos de gestión de los Parques Naturales.

La Ley Foral 9/1996, de 17 de junio de Espacios Naturales de Navarra, indica literalmente en su Capítulo III “Gestión de los Espacios Naturales”, Artículo 25, punto 1 apartado d), que en el caso de Parques Naturales, la gestión corresponderá al Gobierno de Navarra o a las Agrupaciones Tradicionales a que se refiere el Artículo 45 de la Ley Foral 6/1990, de 2 de julio, de la Administración Local de Navarra, o a las agrupaciones de municipios creadas al efecto para la gestión del espacio natural, cuando éstas lo solicitaran o así lo determinara la Ley Foral de declaración.

En su Artículo 25, Gestión, punto 4, indica que la gestión de los Parques Naturales no exime de la obtención de la previa autorización del Departamento de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Vivienda en los su puestos requeridos por la legislación medioambiental, urbanística o sectorial vigente. No obstante, e Consejero de Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Vivienda podrá delegar, de conformidad con la legislación de régimen local, la autorización de determinados usos y actividades en suelo no urbanizable en los órganos de gestión de los Espacios Naturales declarados por el Parlamento o por el Gobierno de Navarra.

En atención a ello, se propone que la Comunidad de Bardenas Reales, además de tener la cualidad de Entidad Administrativa de naturaleza pública y de Agrupación Tradicional para la administración y conservación del territorio de Bardenas Reales, sea el órgano administrativo de gestión del Parque Natural de Bardenas.

La Comunidad de Bardenas Reales ostentará todas las facultades y potestades administrativas que en el ordenamiento jurídico vigente atribuye a los órganos de gestión de los Parques Naturales.

“d) programas de investigación, observación permanente, educación y capacitación”?

La Comunidad Foral de Navarra, a través de los distintos departamentos que integran el Gobierno Foral, realiza seguimientos rutinarios tanto sobre el medio físico y biológico como del socioeconómico, en los cuales está incluido el territorio de Bardenas Reales. Como resultado de estos trabajos, surgen títulos como “Estudio Básico del Plan de Ordenación del Medio Físico de Bardenas Reales”, del Instituto del Suelo y Concentración Parcelaria de Navarra, el “Catálogo Florístico de Navarra”, informe inédito para el Departamento de Medio Ambiente del Gobierno de Navarra, la “Aproximación al Catálogo de la flora amenazada de Navarra”, “Aproximación a la economía agraria de la Bardena”, del Instituto del Suelo y Concentración Parcelaria, del Gobierno de Navarra y otras, que incluimos en el Anexo 2., Listado de Publicaciones, de este documento.

Asimismo, el interés que ha suscitado este territorio entre universidades y científicos de distinta índole ha dado origen a estudios sobre economía agraria, sobre fauna, flora, edafología, geología, climatología y otros, en muchos casos desconocidos. De entre los publicados, encontramos títulos como “Quirópteros de Navarra”, tesis doctoral de la Universidad de Navarra o “Contribución al conocimiento de los micromamíferos de Navarra (O. insectívora y Orden Rodentia)”, Publicación de la Universidad de Navarra.

En la actualidad, el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales de Bardenas Reales, incluye entre sus objetivos la realización de actividades científicas y de investigación, con el fin de:

- Conocer la dinámica o evolución de los procesos naturales en el área y,
- Avanzar en el conocimiento de la historia y presencia humanas y sus actividades en el ámbito de la Reserva de la Biosfera propuesta, cuyos criterios orientadores son:

1. Establecer un Plan para conocer en todo momento la situación del medio natural y cultural del área y proponer, en su caso, las medidas de actuación necesarias para salvaguardar la calidad de los ecosistemas y restos de interés cultural presentes en el ámbito del PORN, y

2. Favorecer la realización de trabajos de investigación relacionados con el medio natural y cultural del área del PORN.

Asimismo, a partir de la aprobación del PORN, todos los trabajos de seguimiento o investigación realizados en el territorio Bardenero, cuya iniciativa sea ajena a la actividad del Órgano Gestor, deberán ser autorizados por el mismo, según dicta su normativa, siempre y cuando la actividad implique la manipulación, retirada o recogida de cualquier material o la alteración del medio natural, sin perjuicio de la necesaria obtención de permisos de otras esferas de la administración.

Los resultados de las investigaciones deberán ser comunicadas al Órgano Gestor, sin perjuicio de lo establecido en la legislación vigente.

APOYOS OFICIALES

Firmados por la autoridad o autoridades encargadas de la ordenación de la(s) zona(s) núcleo:

Nombre completo:
Título:
Fecha:
Nombre completo:
Título:
Fecha:

Firmados por la autoridad o autoridades encargadas de la ordenación de la(s) zona(s) tampón:

Nombre completo:
Título:
Fecha:
Nombre completo:
Título:
Fecha:

Firmados, según proceda, por la administración nacional (o estatal, o provincial) encargada de la ordenación de la(s) zona(s) núcleo y la(s) zona(s) tampón: